25 feb. 2013

¡Qué el PH sea la voz de los que no tienen voz!

Éste es el rol que el PH tendría que asumir, según Miguel A. Fernández de Málaga. Cada miembro pleno llega con sus aspiraciones y sus propuestas al Congreso estatal del Partido Humanista, que está celebrándose este fin de semana en Madrid.


En este encuentro se están abordando temas de organización interna pero el énfasis está puesto en el rol que el partido tendría que llevar adelante en este momento histórico, en un medio especialmente convulso.

Hemos hablado con algunos de sus miembros respecto a objetivos y expectativas que esperan de este Congreso; sobre el papel a llevar a cabo por el Partido Humanista; las condiciones para trabajar en coalición con otras formaciones políticas, colectivos sociales, etc… y respecto a cierta campaña que se ha propuesto para debatir y votar en el plenario.

Cada cual tiene su opinión pero hay un objetivo común fundamental: llegar a consensos. Este es un estilo que los define.

21 feb. 2013

23 y 24 F: Congreso Nacional del Partido Humanista

Los próximos días 23 y 24 de febrero, el Partido Humanista de España celebra su Congreso Nacional. Es el primero de este siglo y no será un congreso a la usanza de los partidos tradicionales. No habrá “representantes” de las bases que lleven las propuestas precocinadas y, en un teatro de marionetas, representen su idea de democracia…formal, por supuesto. Sobre dicho Congreso preguntamos a Paco Vaquero, miembro de la Secretaría de Organización del PHE
Paco Vaquero.- Esto es así porque, tras un tiempo, donde los hitos movilizadores del organismo venían marcados desde “afuera”: elecciones, convocatorias de acciones externas, campañas etc, la militancia del partido, al menos una parte de ella, quiere sintonizar, ahora más que nunca, con los reclamos que desde todos los foros se escuchan. Reclamos, muchos  de ellos, que formaban y forman parte de las líneas generales que el partido tiene desde su misma fundación: democracia real y no formal, control de los cargos políticos, independencia entre los poderes, inversión en la educación y salud públicas, potenciación de las cooperativas, respeto y cuidado de nuestros mayores y jóvenes. En definitiva, Humanizar la política. Hacerla a la medida de los que ahora estamos viviendo este momento de la historia del Ser Humano.
Y afuera, porque el sistema, como pez fuera del agua, se agita en coletazos violentos (se sabe herido de muerte), propagando el sufrimiento y la desesperanza en el grueso de la población. Esa misma población que cada día tira palante, preguntándose hasta cuándo.

P. – ¿Qué supone este Congreso para el Partido?

P.V. – Este congreso será (tiene que serlo ya que en ello nos va el futuro) un punto de inflexión en la trayectoria tenida hasta ahora por el PHE. A partir de aquí, toda la experiencia acumulada, todo el trabajo anterior realizado, todo lo andado, dicho, discutido,imaginado..no nos servirá. O casi. A partir de aquí, tendremos que reinventarnos como organización, y como individuos.
Como organización, decidiendo dónde queremos estar, con quién queremos estar, y qué sobre todo… qué vamos a hacer.

P. – ¿Se plantean nuevas ideas?

P.V. Nuestra ética y bases ideológicas están intactas. Mejores que nunca, podemos decir humildemente, ya que los acontecimientos nos han dado la razón. Lo hacen día a día. Pero dada la situación de crisis total (a la que no somos inmunes) que vivimos, urge más que nunca tomar decisiones valientes.
Muchos militantes del partido están inmersos impulsando movilizaciones, cuando no creando las propias, que después toman las plazas y calles. No se nos ve pero ahí estamos.


P. – ¿Qué te gustaría que ocurriera?

P.V. -Va siendo hora de que empujemos todos a una y, en este sentido, no será el PH quien vaya a  poner palos en las ruedas.

Algunos apostamos porque el PH tome un rol cohesor, de encuentro e invitación a todas esas organizaciones que, a su manera, también tienen al ser humano como valor central. Ojalá y en este Congreso, salgan las lineas claras para, al menos los próximos dos años, que presumimos de vital importancia. Fundamentales para el PH y más importante aún para las poblaciones.

23F: El Partido Humanista hace un llamamiento a participar


23F.: Concentración a las 17:45 horas en la Plaza Weyler para marcharjunt@s hacia la Plaza de España por la calle del Castillo.

El 23 de Febrero volvemos a salir a la calle para defender la Sanidad y la Educación Pública, para decirle tanto al gobierno del PP de Rajoy como al de Paulino Rivero de CC-PsoE que no aceptamos seguir empobreciéndonos por pagar una deuda ilegítima de la que no somos responsables, que no vamos a seguir soportando tanta corrupción empresarial y política, que no toleramos que se expulse de su vivienda a una familia más y para exigir una auténtica democracia participativa.


La movilización esta convocada por todas las mareas ciudadanas: Sanidad, Educación, Minería... y apoyada por el Movimiento 15M y por más de 200 organizaciones sociales, sindicales, culturales y políticas de todo el Estado español.

En Tenerife, la Coordinadora de Movimientos Sociales, consciente de la gravedad del momento, llama a toda la población a acudir a la Plaza de España a las 18,00 horas (talleres a partir de las 16,30) para participar en esta gran movilización ciudadana.


No te quedes en casa ese día. Esta situación de degradación social nos afecta a todas y a todos porque nosotros, o nuestros familiares y vecinos, podemos ser los próximos en quedarnos, como tanta gente, sin trabajo, sin casa, sin pensión, sin educación, sin atención sanitaria... sin vida. No lo permitas.


Movilización ciudadana: 23 de Febrero-18,00 horas

Plaza de España, S/C de Tenerife


SI ESTÁS DE ACUERDO, PÁSALO


16 feb. 2013

En Canarias hay motivos de sobra para que una "Marea Blanca" se lleve por delante a los responsables políticos del desaguisado en Sanidad

Los profesionales sanitarios consideran que en Canarias hay motivos de sobra para que una "Marea Blanca" se lleve por delante a los responsables políticos del desaguisado en Sanidad

15/02/2013

SB-Noticias.- Como cada viernes, los trabajadores del Centro de Salud Laguna-Mercedes de la Avenida de la Trinidad, en La Laguna, se concentraron para protestar contra la política de recortes continuados llevada a cabo por los gobiernos estatal y canario, no en vano hablamos de que desde 2008 hasta la actualidad el presupuesto sanitario canario ha menguado en más de 500 millones, ahora para 2013 disminuye globalmente en 40,8 millones, 27,7 en el Servicio Canario de Salud aunque por el pago de 190 millones de euros a las farmacias, la reducción real en el mismo es de 218 millones (el 8% de sus fondos).

A este se añade que habrá una nueva reducción de personal y empeorarán los programas de intervenciones quirúrgicas, de consultas especializadas y de pruebas diagnósticas y por tanto las listas de espera. Estamos pues en un escenario de desbordamiento, al borde del colapso del sistema sanitario público canario. A pesar de todo esto, la partida para la concertación de centros sanitarios privados crecerá el próximo año en 3,6 millones de euros. En total serán más de 210 millones de euros (210.332.687) los que se emplearán para la derivación de pacientes de la sanidad pública a la privada durante 2013. 

Digan lo que digan desde la Consejería de Sanidad, no aceptamos que se atribuya esta situación a la exclusiva responsabilidad del Gobierno de Rajoy. Desde hace muchos años los sucesivos gobiernos de Canarias han optado por descapitalizar y deteriorar la sanidad pública mientras financiaban la sanidad lucrativa privada. Ahora con los nuevos recortes se disponen a darle el golpe de gracia definitivo. Por tanto, en Canarias hay motivos de sobra para que una "Marea Blanca" se lleve por delante a las y los responsables de este estado de cosas. 

Sigamos el formidable ejemplo del pueblo de Madrid que libra una batalla decisiva para el conjunto de pueblos del Estado, la resistencia debe mantenerse en Madrid y simultáneamente impulsarse en todas las CCAA en una sinergia que defienda el Sistema Público de Salud bajo el principio de "resistir es vencer", y nos toca poner en Canarias todas nuestras energías en dicho empeño, para lograr que el efecto de la resistencia se traduzca finalmente en victoria.
 
 
 
¡Únete a la marea blanca en la marea ciudadana del próximo 23 de febrero, desde las 18:00 horas en la Plaza de España de Santa Cruz de Tenerife!

El Gobierno de Canarias, forzado por la presión social a tomar decisiones para mejorar los comedores escolares


Las decisiones del Gobierno de Canarias –de las que ha informado la Consejería de Educación- sobre mejora de los comedores escolares ante la agudización de la crisis responden a la necesidad social que la Plataforma “Comedores Escolares Anticrisis” ha trasladado a las autoridades educativas mediante la presión reivindicativa ejercida en los últimos meses.

 
La Plataforma “Comedores Escolares Anticrisis” verifica que el camino de la perseverancia en la presión social es eficaz para forzar cambios en determinadas políticas de las instituciones. Así lo entendemos cuando vemos nuestras reivindicaciones presentes en las decisiones del 8 de febrero del Gobierno de Canarias, tales como: ampliación del presupuesto de comedores escolares para 2013 (revirtiendo la tendencia al recorte seguida en años anteriores), aceptación de cuotas cero o especiales para familias sin ingresos o anuncio de modificación del decreto regulador del servicio para ajustarlo a la realidad social.
 
La Plataforma “Comedores Escolares Anticrisis” va a estar vigilante para que estas decisiones gubernamentales no queden en mera propaganda. En tal sentido, exigimos medidas concretas y urgentes
 
Primera, que la Consejería de Educación dé instrucciones a todos los centros para que integren de modo inmediato en el comedor escolar a niños y niñas con necesidad del servicio. Para agilizar la aplicación efectiva de esta medida, la Consejería debe hacer una campaña informativa a través de los medios de comunicación.
 
Segunda –para poder cumplir la primera-, que la Consejería de Educación haga uningreso extraordinario e inmediato a todos los centros para cubrir los costes en todos aquellos casos que no puedan afrontar el pago de las actuales cuotas.
 
Tercera, revisión muy urgente de la normativa sobre comedores escolares, en particular lo referido a la demostración de ingresos familiares, aceptando justificantes que reflejen la situación real y no la de dos años anteriores (que es la que refleja la Declaración de la Renta). Esta revisión tiene que estar en vigor cuando se abra el período de matrícula para el curso 2013-14.
 
Cuarta, aumentar las plantillas de auxiliares de comedor de acuerdo a las necesidades.
 
La Plataforma “Comedores Escolares Anticrisis” proseguirá su labor para que la infancia canaria necesitada reciba alimentación suficiente todos los días del año.
 
Canarias, 15 de febrero de 2013
 
PLATAFORMA “COMEDORES ESCOLARES ANTICRISIS”

8 feb. 2013

Rajoy y su Gobierno deben dimitir y convocar elecciones generales ¡ya!


Comunicado:

La información que circula en todos los medios de comunicación sobre la presunta financiación ilegal del PP, la evasión de impuestos o el reparto de sobresueldos ha generado un gran malestar social. Se ha generalizado la sospecha entre la población, y  también entre jueces y fiscales de la existencia de una trama que sin entrar a valorar si es legal o no, es completamente vergonzosa.


La connivencia  entre empresas que dan “donativos” o bancos que perdonan préstamos concedidos en campañas electorales, y  partidos políticos, en este caso el PP ha saltado a la opinión pública como una “bomba” que produce indignación y rechazo en la  mayoría de la población.  La pregunta obvia es ¿todo ello a cambio de nada?.

Las sospechas apuntan directamente a ministros, dirigentes del partido y al propio presidente del gobierno. Este Gobierno ha perdido toda legitimidad y debe dimitir y convocar elecciones generales. No solo por estos últimos sucesos, también por el incumplimiento reiterado de las promesas que le llevaron al poder. 
 Ante esta situación El Partido Humanista pide a los jueces que se apliquen las leyes a aquellos que se demuestre que han cometido delitos y que acabe la injusta situación de que los poderosos se escapen de la ley porque no se les investiga adecuadamente mientras que muchas personas son castigadas con dureza por delitos menores. 

 Pero además, los humanistas queremos hacer dos reflexiones sobre estos hechos:
La primera se refiere a los intereses que mueven esta crisis. Porque,… si estos datos ya eran conocidos o sospechados desde hace tiempo, ¿qué ha sucedido para que justo en este momento se hagan públicos? Resulta significativa la similitud con otros países europeos, como Italia o Grecia, donde los poderes financieros han preparado el camino para gobernar directamente, sin intermediarios y sin democracias representativas que les hagan de pantalla. Estamos asistiendo al tiempo del Paraestado, de la dictadura de los tecnócratas, de gobiernos que ya no tienen que responder ante las urnas. 
Ésta nos parece que es una de las claves de lo que está pasando, una descarnada lucha por el poder de la derecha contra la derecha ultraliberal. 

La segunda se refiere a la enorme complicidad social. Es posible que algunos se hayan sorprendido de estos hechos, pero sin duda muchos lo sabían (lo aprobaran o no) y otros miraban para otro lado. Porque también en otros niveles y a otras escalas, la ideología del pragmatismo (todo vale por dinero) y de la doble moral (digo que hay que hacer una cosa y yo hago otra distinta) se ha instalado en estos últimos años. Es habitual escuchar argumentos del tipo: “si estos lo hacen, ¿por que no lo voy a hacer yo?”, o incluso “¡el que no lo haga es tonto!”. Produce malestar ver el grotesco espectáculo de los políticos. Pero buscar simplemente un culpable que pague los platos rotos, no será realmente un avance social.

En estos tiempos de desorientación y falta de referencias, los humanistas proponemos dos valores o aspiraciones por las que orientar la acción personal: la coherencia que consiste en unir lo que se piensa, se siente y se hace, logrando con ello un sentimiento de confianza en uno mismo; y la solidaridad, que se expresa en el principio “trata a los demás como quieres que te traten”, que nos hace confiables ante otros. 
¿A que solidaridad y a que cohesión se puede aspirar cuando impera el individualismo más cínico y todo se subordina al interés del dinero?

Suscribimos las palabras de Silo en Punta de Vacas a este respecto:


En el orden interno de las naciones se debería trabajar por hacer funcionar la ley y la justicia por imperfectas que sean, antes que endurecer leyes y disposiciones represivas que caerán en las mismas manos de los que entorpecen la ley y la justicia. 



En el orden doméstico la gente debería cumplir lo que predica saliendo de su retórica hipócrita que envenena a las nuevas generaciones.



En el orden personal cada uno debería esforzarse por lograr que coincidiera lo que se piensa con lo que se siente y lo que se hace, modelando una vida coherente y escapando a la contradicción que genera violencia.


Quizás en este momento se hacen evidentes estas cuestiones, que antes pocos querían ver. Es señal del fin de un ciclo. Si hoy mayoritariamente sentimos que nos ahoga el sistema, como si fuera un traje que nos aprieta por todos lados, es porque hemos crecido y ya no nos vale. ¡Más vale que busquemos uno nuevo!

3 feb. 2013

HACIA DEMOCRACIAS MÁS DIRECTAS, PARTICIPATIVAS Y CONSENSUALES

Nosotros no poseemos una mirada superficial e ingenua y sabemos perfectamente que el "sistema" no lo constituye el gobierno, la derecha, los banqueros o la policía. Somos plenamente conscientes de que consiste en un particular modo de organizarlo todo mediante una determinada escala de valores. Es una suerte de puzzle en el que la política, la economía, la educación, la energía e incluso nuestra propia conciencia son algunas de sus piezas. Todas han de encajar entre sí por lo que la acción a desarrollar ha de ser de carácter estructural. Sin embargo, somos una formación política y esa es nuestra especialidad y nuestra particular responsabilidad. Otros andan haciendo lo propio impulsando una "economía del bien común" (convergente completamente con nuestros planteamientos cooperativistas tendentes a modificar la actual relación existente entre el capital y el trabajo),  defendiendo la denominada "educación prohibida" o abogando por modelos energéticos basados en recursos renovables en detrimento de los fósiles. Son numerosos los frentes y sin embargo fue la sed de democracia la que rompió los diques de la resignación popular propiciando esa singular y espontánea marea de indignación mundial. No nademos a contracorriente y aprovechemos esos vientos que, a todas luces, parecen conducirnos hacia esperanzadores puertos fijando nuestra prioridad ahí.
 
Una democracia real pasa por la reforma de dos pilares fundamentales: La Ley Electoral y La Participación Ciudadana.
 
 
LA LEY ELECTORAL
 
Tras las pasadas elecciones celebradas el 20 de noviembre, un sentimiento generalizado de injusticia se instaló en la ciudadanía al constatar las incongruencias existentes entre la distribución de los votos emitidos y el reparto de escaños asignados.
 
Rajoy, por ejemplo, obtiene una mayoría absoluta que le permite gobernar en solitario avalada por tan solo 3 de cada 10 españoles. Rosa Diez cuatriplica el número de votos obtenidos por los abertxales y, sin embargo saca dos diputados menos que ellos. Cayo Lara con 700.000 votos más que los nacionalistas catalanes se queda con 5 diputados menos. Finalmente, GBAI con la quinta parte de los votos obtenidos por EQUO consigue un diputado mientras la formación liderada por Uralde queda fuera del Parlamento.
 
Todo ello ha puesto de manifiesto la necesidad de una urgente reforma de la Ley Electoral, que posibilite ir desarrollando unas nuevas reglas del juego democrático más igualitarias que, a su vez, no favorezcan únicamente a las grandes formaciones políticas en detrimento del resto.
 
El sistema actual tiende claramente a instaurar a perpetuidad un bipartidismo hegemónico discriminando a las minorías, silenciando así su voz y la de aquellos a quienes representan. De ese modo, la pluralidad manifestada por los electores en las urnas carece de un reflejo directo en la composición de las cámaras en donde cada vez un mayor número de ciudadanos (1.442.780 en esta ocasión) carecen de posibilidad real de participación en sus decisiones. La vigente normativa y todas sus aplicaciones prácticas son tan injustas que rayan en lo tramposo y es por ello que exigimos una revisión inmediata de la misma. Instamos a la ciudadanía a rebelarse reclamando una Ley Electoral que ampare todas las posturas y todas las opiniones. Sólo así conseguiremos que apostar por puntos de vista alternativos, que supongan un verdadero y necesario cambio en nuestra sociedad, no sea un ejercicio inútil sino enriquecedor.
 
 
TODOS LOS VOTOS HAN DE VALER Y VALER LO MISMO
 
Reducir al máximo el número de escaños a distribuir es la manera más idónea de impedir a las formaciones alternativas superar la barrera parlamentaria. Sin embargo, las cámaras suelen poseer un significativo número de miembros por lo que la trampa consiste entonces en subdividir artificialmente en zonas la totalidad del territorio, minimizando así en cada lugar, la cantidad de cargos a elegir. Esa y no la fórmula electoral de escrutinio elegida es la estratagema más eficaz a la hora de perpetuar un bipartidismo hegemónico alternante como sistema político. El culmen de esta táctica la hallamos, como no, en el sistema americano donde el ganador en un determinado estado se lo lleva absolutamente todo, blindándose así ante la eventual posibilidad de una tercera vía.
 
Si lo que se va a elegir son los representantes que van a gobernar en un ámbito geográfico determinado, lo lógico y razonable sería establecer esa región como circunscripción electoral única en vez de atomizarla. Solamente así se garantiza además que el voto de cualquier ciudadano valga exactamente lo mismo. Por si las zonas electorales se abrieran lo suficiente como para impedir el deseado efecto de que siempre gobiernen los mismos, se sacaron de la chistera además lo de la barrera porcentual, amenazando con todas estas tretas al elector, tentado de emitir un voto alternativo (harto ya de tanto mamoneo), con la posibilidad de que su decisión resulte completamente estéril. Este chantaje tácito se conoce con el nombre de "voto útil" y obliga a mucha gente a elegir una opción, que en el fondo no comparte, por el miedo a que resulte electa una aún peor.
 
En realidad, el exagerado interés en preservar el sincretismo del voto no responde tanto a un derecho a salvaguardar la intimidad personal. Se trata, por el contrario, de ejecutar esa traición de la manera menos vergonzosa posible ya que los que nos sentimos orgullosos de nuestro voto no dudamos jamás en proclamarlo.
 
Para completar el abanico de chanchullos varios, hemos de mencionar las fórmulas de reparto de escaños que, de entre una multitud de procedimientos posibles, se suelen emplear. Lógicamente la proporcional Ley D Hondt y todos sus parientes cercanos son los más populares ya que dificultan enormemente a cualquier minoría traspasar el umbral de la representatividad política.
 
Ello se debe a que el interés, a la hora de elaborar las diferentes normativas, estaba puesto más en la supuesta gobernabilidad que en la pluralidad. Sin embargo, en la actualidad el mecanismo de las mayorías simples en la toma de decisiones empieza a ser menospreciado en beneficio de las fórmulas de consenso amplio. En ese sentido el empleo de métodos como el Sainte-Lague, el Hare y similares permitiría cámaras más plurales y abiertas a las minorías, enriqueciendo así nuestros parlamentos.
 
 
RESULTADOS DE LAS ÚLTIMAS ELECCIONES GENERALES SEGÚN CIRCUNSCRIPCIÓN Y FÓRMULA ELECTORAL
 
 
 
CONGRESO 2011
 
CONGRESO 2011
COCIENTE MAYOR
D'HONDT
UNA CIRCUNSCRIPCIÓN
52 CIRCUNSCRIPCIONES
 
 
Partido
Escaños
 
Partido
Escaños
PP
160
 
PP
186
PSOE
103
 
PSOE
110
IU-LV
25
 
IU-LV
16
UPyD
17
 
UPyD
11
CiU
15
 
CiU
7
AMAIUR
5
 
AMAIUR
5
PNV
5
 
PNV
5
ESQUERRA
4
 
ESQUERRA
3
EQUO
3
 
EQUO
2
BNG
3
 
BNG
2
CC-NC
2
 
CC-NC
1
COMPROMIS
2
 
COMPROMIS
1
PACMA
1
 
 
 
FAC
1
 
 
 
Eb
1
 
 
 
PA
1
 
 
 
PxC
1
 
 
 
PRC
1
 
 
 
 
 
TODAS LAS CANDIDATURAS SE HAN DE PRESENTAR EN IGUALDAD DE CONDICIONES
 
¿Qué pensarían si en la final olímpica de los 100 metros lisos se le permitiese al campeón anterior salir unos metros por delante del resto (los suficientes como para ganar siempre)?...
 
Pues bien, esto mismo es lo que sucede con las elecciones.
 
Mientras unos partidos ponen en marcha su ingente maquinaria propagandística, que hemos subvencionado entre todos, empapelando cada vallas publicitaria, otros se afanan en buscar algún rincón donde poder pegar, sin la amenaza de ser multados, unos cuantos carteles que ellos mismos, de su propio bolsillo, han pagado.
 
Mientras algunas formaciones, pese a recibir una cobertura mediática constante, nos cuentan sus mentiras, durante media hora, en el pico de máxima audiencia, otras disponen de 2 minutos en la segunda cadena, un martes a las cuatro de la mañana y todo ello en esa televisión que mantenemos con nuestros impuestos.
 
Mientras cada elector recibe en su casa las papeletas de algunas privilegiadas candidaturas, pagando todos nosotros semejante despilfarro, algunos representantes de otras han de recorrer cada mesa para asegurarse de que al menos llegaron al colegio electoral.
 
Mientras los líderes de algunas organizaciones son retocados en sus carteles por sus asesores de imagen, los militantes de otras recorren cada esquina, carpeta en mano, molestando a la gente para reunir los avales, exigidos arbitrariamente por aquellos, para al menos poder participar de esta farsa cuasidemocrática.
 
 
LOS ELECTORES HAN DE PODER ELEGIR LIBREMENTE CUALQUIER CANDIDATO
 
Paradójicamente, los partidos políticos tradicionales, al menos en España, poseen un funcionamiento interno escasamente democrático. En la práctica son meras cúpulas instaladas a base de medrar en el organigrama, desconectadas totalmente de la base social y de sus afiliados a quienes jamás consultan. Valga esta cruda realidad como argumento en favor de que sean los propios ciudadanos y no esas mafias los que determinen la idoneidad o no de que un determinado candidato tenga posibilidades de resultar electo.
 
Las listas abiertas permiten ese necesario control ciudadano de las disciplinas partidistas al valorar determinadas cualidades personales por encima de siglas y estereotipos ideológicos a la par que posibilitan una menor presión de esas cúpulas manipuladoras instaladas ahí con vocación de perpetuidad.
 

PARA QUE DEJEN DE JUGAR CON NOSOTROS, CAMBIEMOS LAS REGLAS DEL JUEGO
IDEARON LA TRAMPA Y LUEGO SACARON LA LEY
NUESTRA LEY ELECTORAL NO ES UNA NORMATIVA SINO UN CATÁLOGO DE TRAMPAS Y CHANCHULLOS
 
 
PARTICIPACION CIUDADANA
 
Imaginemos que al llegar a casa con una lavadora nueva, nos llevamos la desagradable sorpresa de que no funciona y, al regresar a la tienda pidiendo explicaciones, la única solución que nos ofrecen es ahorrar durante cuatro años para comprar otra de una marca diferente. Jamás toleraríamos semejante atención al cliente y, sin embargo, el actual sistema político funciona de este modo. Hacer el amor cada cuatro años no es tener vida sexual al igual que votar en cada legislatura no es vivir en democracia. Si la única posibilidad que posee la ciudadanía de expresar su voluntad es eligiendo a nuestros supuestos representantes, el voto acaba convirtiéndose en un cheque en blanco mediante el cual renunciamos a nuestra soberanía en favor de sus intereses.
 
Por consiguiente, resulta imprescindible revitalizar nuestras democracias abriendo cauces de participación directa a través de los cuales la ciudadanía pueda ejercer efectivamente su voluntad en el ámbito político. En ese sentido, orientar las Iniciativas Legislativas Populares hacia la obligatoriedad, por parte de las instituciones, de convocar referéndums vinculantes para dirimir las cuestiones planteadas por ellas, supondría un serio avance en esa dirección. A su vez, el desarrollo tecnológico alcanzado hoy en día, en el campo de las comunicaciones, cuestiona incluso la necesidad misma de la representatividad parlamentaria ya que nada, salvo la voluntad política, impide instaurar el voto electrónico generalizado y permitir así que podamos decidir de un modo inmediato y sin ningún tipo de intermediación sobre, al menos, aquellas cuestiones cuya especial trascendencia nos atañe a todos, así como permitir o no la realización de proyectos cuya envergadura requiera de una fuerte inversión o posean un marcado carácter medioambiental o militar.
 
La democracia representativa no funciona.  En la práctica, los representantes  se corrompen y los representados se desentienden. Por otro lado, no es posible convocar referendums, mediante el clásico sistema de urnas y papeletas, con la frecuencia necesaria. Sin embargo, hoy es posible, gracias al desarrollo tecnológico en el campo de las telecomunicaciones, realizar consultas directas a la ciudadanía con la inmediatez que requiere una acción de gobierno.
 
Por consiguiente, ha llegado el momento en que todos podemos decidir nuestro futuro sin que nadie tenga que hacerlo por nosotros.
 
Como sutilmente nos han acostumbrado a lo contrario, ante dicha posibilidad, sentimos cierta incertidumbre y es precisamente esa irracional reserva, que siempre nos atenaza ante lo nuevo, lo único que impide que nos liberemos, de una vez por todas, de esa lacra que constituyen los políticos profesionales.
 
 
MECANISMOS JUDICIALES DE CONTROL
 
Otra cuestión importante a considerar se refiere a la impunidad (tanto legal como política) con que nuestros dirigentes suelen ejercer el poder que supuestamente nosotros les hemos otorgado. Aquí cabría articular toda una serie de mecanismos legislativos tendentes a establecer la posibilidad de revocación inmediata de cualquier cargo electo que incurra en delitos de corrupción o que simplemente incumpla los compromisos electorales adquiridos durante la campaña y, mediante los cuales, resultó elegido.
 
 
DEMOCRACIA Y CONSENSO
En un mundo donde la confrontación se ha convertido en el principio rector que regula las relaciones interpersonales, no cabe otra posibilidad que resolver lo colectivo mediante la fría aritmética de intereses particulares que luchan entre sí por prevalecer unos sobre otros.
Así, en las democracias actuales, 51 individuos imponen su cosmovisión a los 49 restantes, constituyendo así una auténtica dictadura de la mediocridad.

Solamente así, con la premisa de la confrontación como telón de fondo, algo tan burdo como la democracia mayoritaria puede aparecer como el mecanismo más evolucionado que la humanidad haya desarrollado jamás para conducirse de manera conjunta.

Se tiende equivocadamente a suponer que la democracia es, de alguna manera, una aproximación al consenso cuando en realidad constituye su verdadera antítesis. No existe mejor manera de asesinar un proceso consensual que someterlo al dictamen de la mayoría.
El legado de ese miope proceder son las sociedades actuales fragmentadas en bloques sectoriales (obreros contra empresarios, padres contra hijos, hombres contra mujeres... Etc.). Es tan corta la mirada que, careciendo por completo de imaginación, muchos, en vez de plantearse fórmulas para trascender esa dinámica fraticida, optan por elaborar "sesudos" ideologemas a partir de la actual situación sentenciando a perpetuidad este absurdo modelo.  

La conveniencia de introducir el consenso en las democracias actuales es abordada por numerosos autores de entre los que destaca el filósofo Jürgen Habermas que considera que si las normas afectan a todos, deberían emanar siempre de un consenso mayoritario.
Sin embargo el estudio más concienzudo y práctico existente al respecto es, sin duda, el elaborado por Liphart en el que se comparan, en todo el mundo, democracias fuertemente mayoritarias frente a otras de carácter más consensual. Su análisis concluye que las primeras presentan una fuerte tendencia a establecer una clara supremacía del poder ejecutivo sobre el legislativo, una vocación inherente al bipartidismo con sistemas y leyes electorales desproporcionales destinadas a perpetuarles en el poder, gobiernos demasiado centralizados y legislaturas unicamerales que suelen poseer la última palabra en lo referente a la constitucionalidad de su propia legislación a tenor del control que suelen poseer, a su vez, sobre el poder judicial.
 
UN CASO EJEMPLAR: EL SISTEMA DEMOCRÁTICO SUIZO
 
Uno de los exponentes más claros de democracia en la que se introducen elementos consensuales lo encontramos en Suiza. El trámite legislativo en ese país está regulado por un sistema sofisticado, en el cual diversos actores políticos intervienen activamente.
 
La iniciativa surge cuando un consejero federal propone un nuevo proyecto de ley. Acto seguido se presenta a ambas cámaras del Parlamento por separado. La cámara que inicia el debate sobre el proyecto es la que convoca una comisión que a su vez se compone de diputados de distintas formaciones políticas con profundos conocimientos en la materia. Los diputados comisionados se encargan de llegar a un acuerdo marco.
 
Cuando se ha llegado a un primer acuerdo provisional en la comisión, se presenta el anteproyecto modificado a la cámara que inició el trámite legislativo para que se propongan otras modificaciones.
 
Después de haberse aprobado el anteproyecto de ley en esa cámara, se inicia el debate en la segunda cámara donde los representantes pueden hacer sus enmiendas al proyecto. El trámite legislativo se concluye con la aprobación vigente de la ley en ambas cámaras.
 
Sin embargo, en el proceso legislativo suizo también puede intervenir cualquier grupo interesado al poseer el denominado «poder refrendario» mediante el cual cabe la posibilidad de amenazar al parlamento con reunir las firmas necesarias (55.000) para convocar un referéndum sobre la ley en cuestión. El Gobierno, a su vez, para impedir que se realice la convocatoria, puede negociar proponiendo un compromiso admisible por los oponentes de la ley.
 
En definitiva, donde reina la confrontación, lo diverso dificulta la gobernabilidad pero si se abre el diálogo con una actitud integradora, lo distinto enriquece.

Luis Bodoque, miembro activo del Partido Humanista de Canarias