12 sept. 2011

Bases de una economía humanista - J. L. Montero de Burgos


México D. F. Enero 1.994

Ahora que se cuestionan temas principales en la plaza pública como es la propiedad y la economía, resultan más oportunas que nunca las ideas de José Luis Montero de Burgos, tan brillantes como actualmente desconocidas.

Montero pone en cuestión los conceptos básicos de nuestra sociedad, plantea el fracaso de todos los sistemas económicos y la imposibilidad de que vayan a funcionar en el futuro y, por último, esboza unos nuevos fundamentos que desembocarán en su propuesta práctica de la empresa integrada o humanista.




El Socialismo Libertario

EL SOCIALISMO LIBERTARIO


Quererse libre es quererse en un mundo en el que el valor humano de uno y de los demás, cobre categoría de tal en reemplazo del hornbre-mercancía, del hombre-productor o consurnidor.

Quererse libre es no desear un mundo de trabajo imbecilizante sino hurnanizante, en donde la producción sea el correlato material de la solidaridad y donde cada cual produzca según su posibilidad, recibiendo según su necesidad. No según la necesidad que el Estado quiera fijar. Es querer un mundo socialista sin Estado.

Quererse libre no es quererse simplemente en un mundo socialista en el que el autoritarismo de unos reemplace al de la etapa anterior.

Quererse libre es quererse con intimidad y ser para otros garantía de intimidad. Es quererse individuo pleno y sentir el para-sí y el para-otro con la misma fuerza solidaria.

No es quererse libre: explotar y ser explotado, controlar y ser controlado, espiar y ser espiado.

Quererse libre es por consiguiente: quererse en un mundo socialista, no autoritario, no burocrático, no partidario, sino paradisíaco.

En un mundo que siempre estuvo en el corazón de los hombres buenos y acicateó su irnaginación y sus obras fuera de la época, fuera de la prehistoria en que vivieron.

Quererse libre es querer salir de la prehistoria produciendo una ruptura temporal y entrar en la historia verdadera y cálidamente humana.

Quererse libre es querer una nueva sociedad en la que no se sienta el freno o el control, sino la total incapacidad de ejercer cualquier violencia propia de la prehistoria humana.

Quererse libre es querer un mundo en el que no sea necesario utilizar la palabra "amor" por pudor y por sobreentendida.

Quererse libre es querer una sociedad en donde el ateísmo no esté reprirnido y en donde la religión interior y personal no sea una fuga de la realidad.

Quererse libre es querer un mundo en el que la razón y el saber no tengan ya inquisiciones y en el que incluso la poesía pueda oponerse a la razón, sin división interna del poeta.

                                     H. Van Doren (seudonimo de Mario Rodriguez, mas conocido como Silo)